La trece veces campeona del mundo compartió el protagonismo de la de Gala FIM con Jorge Lorenzo, Marc Márquez, Toni Bou y Marc Coma.

La Gala de la Federación Internacional de Motociclismo reunió ayer domingo en Mónaco a los mejores pilotos del mundo de las dos ruedas, para la ya tradicional ceremonia de entrega de distinciones una vez finalizada la temporada.

Laia Sanz subió hasta cuatro veces al escenario: dos fueron para recoger los títulos mundiales de trial y enduro; otra, para recibir el galardón de ‘Woman of the Year’ y otra más, por su condición de embajadora FIM del medioambiente.

Al igual que el año anterior, la piloto de Gas Gas y KH-7 volvió a ser distinguida como la ‘Mujer del Año’ por votación popular a través de las redes sociales de la FIM, en una categoría en la que también optaban al trofeo Chiara Fontanesi, Camelia Liparoti y Emmanuelle Clair.

Fue una sorpresa para mí recibir el premio una segunda vez y estoy muy agradecida a la gente que me votó. Creo que es un reconocimiento a una temporada muy dura y completa en la que he conseguido los mejores resultados de mi vida en el año más complicado para mí”, destaca la catalana.

Además de asistir a la Gala FIM, Laia Sanz también participó en un simposio organizado por la federación sobre medioambiente.